jueves, 16 de diciembre de 2010

Matando el tiempo

Hoy es miércoles. Ha sido un día lluvioso. Me encuentro tirada en la cama, con el sonido del ventilador entrando por mis oídos, mientras leo algunas palabras de Bukowski. Frases como : "Escribir te empuja a espacios aéreos, te convierte en un extraño, en un inadaptado." ; "Iba muy poco al cine por que me bastaba a mí mismo para asesinar mi tiempo, no necesitaba ayuda extra."  se estaban clavando más y más en mi ser. 


El señor B logra que mi tiempo se convierta en templo de reflexión, que deje a un lado mis estupideces y me ponga a pensar sobre mi vida y mi realidad, (...Por cierto) un poco putrefacta y maldita. Quisiera pasar la noche y la madrugada entera leyendo sus pensamientos (Los cuales comparto...por eso me siento tan atraída hacía sus escritos), bebiendo mucho alcohol, mientras postrada sobre mi colchón voy muriendo lentamente de una dosis de vida(La cual es más dañina que cualquier veneno mortal).

viernes, 3 de diciembre de 2010

Baile infernal

Mi alma condenada a una eternidad en el infierno, esta danzando con satanás, al rugir de la música salvaje, elevando mis deseos con gran excitación, mientras el lame mi oreja y besa mi cuello con gran pasión.
Nuestros ojos oscuros y llenos de fuego se entrecruzan como dos llamas sin extinguirse. 
Parece que hubiese pasado solo unas horas, pero he estado bailando con el desde mi llegada a este magnifico lugar. Allí solo hay grandes banquetes, personas desnudas y música con sonidos lujuriosos. 
Mi ser se siente en un festín, una fiesta de la cual jamás querré despertar.

jueves, 2 de diciembre de 2010

No hay salida

Aquella música me estremece
Hace que mis cabellos golpeen duro contra el aire
Moviendo  mis manos para apartarlos de mi rostro
Mientras agito mis puños con ira.


Quisiera que esas notas perduraran en mi cabeza
Penetraran mis neuronas mientras imagino la libertad
Corriendo sobre los campos verdes
Hacia ese deseo inalcanzable.


Nada de lo que veo es real
Siento solo soledad en mi interior
Pero solo aquellas canciones
Me recuerdan que estoy viva.


Imágenes rondan mi cabeza
Como taladrando mis recuerdos
Llegando  hasta la oscuridad que hay en mi
Y ahora no hay escapatoria.


¡Solo quiero salir de mi!

domingo, 21 de noviembre de 2010

Oscuros reflejos que azotan la piel, dejando marcas profundas que se hunden hasta fundirse con mi sangre.
Miradas milenarias que se posan sobre mis pálidos ojos, causan temor a gritos sobre mis más terribles pesadillas.
Aquella mano del deseo penetra mis entrañas hasta sacar mi corazón de un puñado.
Mi cuerpo ahora está pálido y frío. Ya ha dejado de sentir.Mientras deambula por las calles solitarias con ganas de saciar sus instintos más bajos, lame los cerebros de otros seres que yacen inertes sobre el asfalto.

lunes, 27 de septiembre de 2010

Inframundo

No encuentro salida, necesito huir de esta maldición. Todas las puertas están selladas con el más duro recubrimiento, sin permitirme escapar. Aquel aire acumulado me está asfixiando y mi corazón bombea cada vez menos sangre. Empiezo a desfallecer mientras logro ver a través de mi nublada vista, una sombra que me invita a salir con ella. Es un poco cálida pero a la vez es fría; sus manos se extienden cerca de mi, mientras susurra palabras de esperanza en mi oído.
Ya he caído en un profundo sueño, solo escucho carcajadas, música;  siento el olor a vino tinto que penetra mi nariz y mis ojos ven orgías desenfrenadas. Gritos de desesperación y otros de placer, percepciones confusas que pasan por mi mente, mientras voy aterrizando en  mis pensamientos y y me doy cuenta que estoy muerta, y ando recorriendo el inframundo como una alma en pena buscando ser escuchada y aliviada.



sábado, 25 de septiembre de 2010

Quisiera tener tu recuerdo intacto en mi mente. Aquellos ojos oscuros que me intimidaban, tus labios rojizos que provocaban mis mas bajos instintos. Espero que donde te encuentres ahora estés mejor que aquí. Y que tu alma descanse plácidamente sobre el aire que te envuelve.

Lo mismo

Volviendo al mismo lugar, sin cambio alguno. Pensé que las cosas podían mejorar, pero creo que todo había sido un engaño mental. Las cosas siempre retornan a su punto de entrada, sin ninguna salida. Todo un circulo vicioso.

Muerte lenta

Corazón destrozado
amarga y dañina saliva
Años que pasan en vano
Tristezas desgarradoras.

Ojos que todo lo ven
Alma vagabunda
Soledad estancada
Lagrimas saladas.

Aire altamente tóxico
Sangre bañada en alcohol
Putrefacción de la carne
Morfeo vivo en la eternidad.


viernes, 10 de septiembre de 2010

Han pasado ya muchos años desde que empecé a sentirme así. Los días se han vuelto oscuros y las noches mi refugio. Las letras desfogan lo que tengo dentro de mi, y la música llena mi cerebro en vez de sangre. Taciturna y pensante, como un animal acechando a su presa. Unos días brincando sobre el asfalto y otros derramando lágrimas sobre el. Cansada de esperar que mis sentidos despierten y respondan al llamado del mundo. Mi corazón pide a gritos una salida, donde descargue el peso de mi alma.

miércoles, 8 de septiembre de 2010

A primera vista

Recuerdo esa mañana fría. Yo caminaba por aquel puente solitario y peligroso, cuando alcé la cabeza , no pude creer lo que estaba viendo. Había topado con un ser mágico, el cual me había hechizado con su mirada.
Seguí hacía mi destino, pero mi mente no podía borrar aquella imagen encantadora, donde el paisaje era bordeado por colores y sonidos.
Pasaban los días y yo esperaba con ansías volverte a encontrar en el mismo punto, pero ese día nunca llegó.
Una tarde iluminada por el brillante sol, andaba por el camino que siempre tomaba para llegar a mi residencia. Cuando de la nada, vi acercándose a aquella majestuosa dama. Sus ojos chocaron con los míos y una pequeña sonrisa un poco pícara salió de nuestras bocas. Pensé que iba a recaer y jamás despertar. Sus pasos se hacían cada vez más rápidos pero al rozar su hombro con el mío, pensé que se iba a detener para decirme un hola, pero ella siguió su camino.
Desde aquel día no he dejado de pensar en ella,  me la he encontrado en mis sueños y en algunas realidades. Y sé que algún día tendré el valor para decirte que desde que te vi mi alma baila mientras juega con la luna.

viernes, 3 de septiembre de 2010

Huellas en el tiempo

Tras tus huellas seguiré el camino que me ha de llevar a aquel paisaje donde las flores hablan, el viento susurra y los pájaros danzan. Como tu sombra, tu guardián, caminando por siglos, luchando contra fieras y evitando trampas. La lluvia tumba mi pelo y borra la sonrisa de mi rostro. Año tras año mi piel envejece, mi cabello ahora es como nieve sucia, y mis pies se doblan.Nunca te diste cuenta que ahí estaba yo, tan sigilosa, con alma de búho. El tiempo competía con mi vida, era una carrera a contra reloj, de la cual salí perdiendo. Por eso cada vez que mires hacía atrás, fíjate sobre el suelo, y verás mis huellas calcinadas penetrando tus ojos.

miércoles, 1 de septiembre de 2010

Tu mirada nubla mi mente, me transporta hacía lugares mágicos llenos de luz. Al caer la tarde y el sol, tus ojos se hacen más brillantes, como un par de luciérnagas juguetonas que arrebatan mi ser. Y al anochecer  crecen nuestros deseos, mientras miramos a través de nuestras ventanas un reflejo casi celestial. Mis sentidos se bloquean al sentirte cerca, el corazón palpita como si estuviera huyendo de la muerte, hasta que tus ojos penetran los míos y fulminan mi existencia como una bala esparciendo mi cerebro. Mis lágrimas no paran de brotar, pero tu lengua lame mi rostro, tu boca ha devorado mis ojos, para que no vuelva a soñar.

domingo, 22 de agosto de 2010

Brujeria

Una vez más he caído en tu juego ruin
has despertado el odio que hay en mi
con tus sucias palabras lavaste mi alma
y en aguas negras se convirtió

Danzando sobre el fuego eterno
haré un hechizo cruel
para que todo lo que has causado
te rebote hacía el corazón.

Las brujas salen a las 12
y sobre aquel caldero viejo
caen las más extrañas pociones
para envenenar tu alma.

Ojalá quedes como una manzana seca
sin un mínimo sentir por la vida
y que ardas en el fuego de la realidad
por siempre!

sábado, 21 de agosto de 2010

Cuento de ultratumba

Estaba huyendo de mis pesadillas, así que solo cerraba los ojos para quitar esa perturbación que estaba clavada en mi mente. 
Andaba deambulando por los callejones oscuros, no lograba ver nada, solo escuchaba pasos misteriosos y maullidos de gatos, que se topaban con el silencio de mi cerebro.
Al pasar la calle logré ver al fondo de ella a una mujer que lloraba mientras tapaba su triste rostro con sus manos.
Al principio no le di  importancia, pero después de sentir esa desesperación que de ella emanaba, me acerqué cautelosamente y coloqué mi mano sobre su hombro. Ella solo seguía formando mares sobre el asfalto, hasta que logré ver a  su lado a un pequeño que rondaba los 4 años.
Aquel niño era de tez blanca, sus ojos brillantes y sus labios morados. El estaba ahí, estático, con sus dedos sobre la falda de su madre.
El niño me miraba con sus ojos penetrantes y solo decía : ¡shhhh! 
Yo estaba más asombrada de aquel cuadro tan extraño, pero seguía muda y sin expresar nada, hasta que la señora me  explico el terrible accidente que había tenido su pequeño hijo, el cual murió.
Me empecé a asustar y ya estaba pensando en dar la vuelta y correr lo más lejos que pudiera, pero cuando lo iba a hacer, el niño ya estaba a un lado de mi, susurrándome al oído:
Ya casi llega tu hora.

Cuento de amor




Cantando a la luna como un lobo hambriento y divisando la inmensidad del cielo, empecé a escribir sobre aquella musa que inunda mis más espesos pensares.
Te escribía canciones, cuentos y poemas, y  mi lápiz escribía melodías plasmadas en el papel. 
Danzábamos sobre aquel lago cristalino donde se posaban dos cisnes entrelazados como si fueran un solo ser.
Pasaba la noche en vela  imaginando como sería nuestro primer beso, como posaría mi cabeza sobre tu corazón y así poder sentir tu latido como miles de corceles.
Dejé caer mi pluma mágica porque aunque ya habitabas mi mente, el sueño me vencía.
Y ahí estabas tu, contemplando mi cuerpo adormecido y sonriente; con los ojos entre abiertos lograba ver tu imagen, tus ojos brillantes como el cristal que reflejaba tu inocencia.
Aquellos labios húmedos tocaron los míos permitiendome caer en un eterno sueño de amor.

jueves, 12 de agosto de 2010

Mis días eran normales, aburridos y monótonos….pero aquél día , ese día en el que el sol brillaba tan amarillo como siempre, ese día  alcé mi cabeza guiándome hacia esa  voz dulce que oía entre el bullicio y  vi a un ser casi celestial …me hipnotizaste con tu mirada de fuego y con tu sonrisa llena de ternura y malicia a la vez…..pude encontrar en cada  palabra tuya un refugio , un alivio, una inspiración… sé que esto solo lo estoy sintiendo yo y que es un amor platónico pero prefiero guardarte en mi mente y pensarte todo el tiempo  que no haberte visto jamás….al pensar en ti me dan ganas de levantarme y gritar, de hacer una fiesta con pompas de jabón en las cuales tú estés ahí  adentro y que ojalá nunca se explotaran.
Han pasado unos cuantos días desde que te vi por primera vez, pero siento como si ya te conociera desde hace muchísimo tiempo. Tus letras son como música para mí, como esa pasión por la vida que debería tener. El aroma de las flores y el color del océano se quedan pobres  al comprarlos contigo.


cuento corto

Mi soledad cada día era más absoluta, trataba de pasar las noches en vela para pensar acerca de todo lo que me había pasado en el transcurso de mi vida. Empezaba a imaginarme como habría sido si estuviera en otra ciudad, o si estuviera haciendo otra cosa diferente a la que hago ahora. Miles de cuestiones salían de mi cerebro como si se derramaran a través de él. Mis ojos se brotaban como si estuviera mirando un espectro en la oscuridad.
Aquella noche  estaba mirando a través de la ventana, cuando vi pasar  una sombra fuera de la ventana; pensé que me estaban asustando, que eran fantasmas que habitaban las calles; pero luego me di cuenta que era la sombra que había en mi corazón la cual se salía de mi ser y recorría las calles de la ciudad, en busca de alguien que pudiera consolarla.
Aquella noche me sentí transportada hacía otra dimensión, cuando mi alma se hallaba en aquel bar, donde los olores eran nauseabundos y las personas que estaban dentro de él eran repugnantes, con miradas frías. Allí estabas tú, sentado en aquella barra del bar, esperando tal vez a que el viento resoplara en tu oído y te dijera cosas que tal vez habías estado esperando oír desde hace mucho tiempo.
Me senté a tu lado y pedí una copa de vino; y tú seguías tomando tu coñac sin mirar a algún lado. Ya pasaban más de las 12 de la noche, cuando tú mirada se cruzó con la mía; pude ver a través de esos ojos fríos casi como cristales, que tú ser estaba triste y apagado, que querías una fogata dentro de tú corazón para que incendiara lo malo que había en él.
Después de un largo silencio de miradas, hablamos de nuestras vidas durante toda la madrugada, se oían los pájaros cantar cuando ya el sol salía, y todavía seguíamos hablando…
Desde que nos miramos hubo una fusión de nuestras almas; nuestros ojos se congelaron al mirarnos , tus dedos se entrecruzaron con los míos y un viento cálido rozó mi cabello, haciéndome sentir frágil al tacto.
Desde aquél día mi vida tiene sentido, ya no suelo mirar sola hacía la ventana como solía hacer, sino que tú me acompañas, y siempre en la noche vemos pasar a dos sombras que van cogidas de las manos, paseando por toda la ciudad.

domingo, 1 de agosto de 2010

Pánico

En la oscuridad del silencio, donde las almas se parten en dos, ha llegado la hora de partir, hacía un mundo lejano, donde no se oiga el susurro del viento ni se vea un atardecer. Aquel lugar es   lúgubre, oscuro y mata de soledad a aquel que logra habitar en el. Es un cementerio maldito, lleno de ojos negros que se posan sobre el que pisa el suelo polvoriento. Empieza la desesperación , me cojo la cabeza con las dos manos, me balanceo y mi respiración se agita. Ojos desorbitantes creyendo que a mi alrededor tengo compañía. Cierro los ojos desesperada y al abrirlos me encuentro en un cuarto oscuro y pequeño, donde las paredes aprisionan mis músculos. Cada vez más mi pánico crece y mis aullidos constantes logran asfixiar el vacío. Lágrimas revientan de mis ojos, resbalando por todo mi cuerpo. Solo me ha quedado el silencio, el cual me ha matado. 




lunes, 12 de julio de 2010

Recuerdos

Sentada en aquella banca vieja y dañada del parque de la esquina  me encontraba  observando el lago que decoraba ese sucio parque con un toque de magia. Sentía como la brisa de aquella tarde fresca pegaba sobre mi rostro, tratando de ahogar mis  pensamientos. Veía el reflejo de mi ser sobre el agua cristalina del lago; los pájaros revoloteaban sobre los árboles, con sonidos extravagantes para mis oídos, que penetraban en mis tímpanos.
Tocaron mi hombro, llamándome , y yo volteé  mi cara con signos de extrañes, cuando vi el rostro de una pequeña niña que me sonreía y yo no lograba explicarme el porqué de esa actitud; así que estaba a punto de abrir mi boca para preguntarle, cuando ella me calló diciendo :
-Solo quería ver de cerca como eres
Yo quedé aún más perpleja y sin saber el motivo de las palabras de aquella pequeña; ella se sentó a mi lado en la vieja banca, y balanceaba los piecitos como si estuviera jugando, y yo aún seguía callada, hasta que ella rompió el silencio diciendo que le gustaban los helados de chocolate, que quería ser escritora cuando estuviera grande y que sus padres les habían enseñado a amar el cine. Aquellas palabras se me hicieron aún más raras, ya que por un momento  mi mente retrocedió a mi niñez y podía recordar que esos eran mis gustos cuando tenía solo 10 años.
Y recordé que yo era muy feliz cuando era pequeña, jugando a ser escritora con la máquina de escribir de mi papá, que saltaba sobre las camas mientras disfrutaba de los helados de chocolate que mi abuela me compraba todos los domingos.
Solo me miraba en el reflejo del agua, recordando todo estos momentos, cuando unas lágrimas resbalaron sobre mi cara y cayeron en el lago formando  hoyos cada vez más hondos.  Pero aunque lloraba, de mi boca salía una grande sonrisa de felicidad.
Después de este lapsus de recuerdos, volteé hacía la niña para contarle lo que pasaba por mi mente, cuando ya no estaba; me puse a mirar por todos los lados buscándola, pero no la encontré. Me puse aún más triste y nostálgica, no dejaba de quitarme esas musarañas de mi cabeza.
Estaba en  un estado  de shock , me paré de la banca y me dirigí hacía mi apartamento; abrí la puerta, subí las escaleras y me recosté en esa grande cama que tenía en mi habitación, y cerré los ojos, cuando de repente oí algo de ruido y desperté. Y allí estaba ella, la niña, sentada en el tocador peinándose el cabello frente al espejo y diciendo:
-Tú eras feliz con tus sueños, pero olvidaste el amor, y has quedado sola y condenada a vivir con tus recuerdos de tiempos felices que ya no vendrán.
Lloré, mientras la niña desaparecía  lentamente de mi vista. Y pude darme cuenta que ella no era de verdad, ni un fantasma, solo era el reflejo de mi mente llena de recuerdos.
No quería seguir con aquella vida aburrida y sin sentido así que tomé de aquel veneno para ratas que había comprado hace unos días atrás y lo bebí hasta que no quedara ni una gota. En medio de la intoxicación lograba ver un poco borrosa a la niña de mis alucinaciones, que estaba sonriente y se acercaba cada vez más a mí, diciendo:
-Has liberado el peso de tu mente, ahora estás muriendo, pero estarás feliz, no habrán más pensamientos dolorosos, solo dormirás por una eternidad. 


Esquizofrenia

Me encuentro corriendo en este día de invierno, invadida por la ira y la depresión; pero no se hacía donde me dirijo, solo siento que debo huir de aquel lugar.
Después de seguir a través de las calles con mi maldita esquizofrenia, logro ver al final de la acera a un hombre con gabardina y con un tabaco en sus labios.
Fumaba de una manera muy elegante,  por un momento creí que se trataba de un vampiro, pero luego  caí en cuenta que los vampiros no existen.
Mi cabeza ahora se concentraba en aquel sujeto, olvidando por completo el porqué corría, pero igual mis pies no dejaban de moverse, hasta que estuve al frente de aquel ser oscuro y misterioso.
En ese momento quedé paralizada, lo mire fijamente y el volteó su cuerpo hacía mí de una manera muy extraña; y yo solo respiraba y balanceaba mi cabeza.
Bastó solo unos cuantos segundos de miradas y recuerdos vacíos, cuando la bala de su arma atravesó mi cerebro, penetrando todo pensamiento del cual huía, llegando así el silencio a mi cabeza podrida.



miércoles, 19 de mayo de 2010

El secreto

Estoy partida entre dos almas que quieren jugar a no dejarse atrapar,
Huyen y vuelan como un par de niños guardando su tesoro,
Escondidos atrás de las rocas mirando con ojos nerviosos.

Escapando de todo mal, siguen la corriente del viento,
Tropiezan con ramas , son chuzados por arbustos,
Se desangran sobre el césped húmedo y fresco.

Cansados de seguir en ese infierno tormentoso
Deciden morir como dignos guerreros
llevando a la tumba el secreto de la vida.




viernes, 5 de marzo de 2010

Lógica del deseo

La lógica del deseo es sentir su tacto aunque no tenga ni un dedo sobre mí,es sentir su lengua aunque no me lama el cuerpo, es sentir sus labios aunque no me esté besando,es sentir su olor aunque no esté cerca de mí, es sentir su respiración en mis oídos aunque no estés ahí.
Desear a alguien es más que mirarlo y suspirar,desear a alguien es poder sentir aquella conexión mágica, así esté al otro lado del mundo.
Poder morir en sus brazos y dar un último suspiro junto a ti aunque no te sienta, eso es desearte hasta el punto de la locura.



miércoles, 10 de febrero de 2010

Humanos

En esta noche llena de estrellas danzo al son de la lluvia, tan clara y armoniosa llena de vida, donde nadan los peces como si fueran estrellas fugaces en medio de la nada, somos tan humanos y está bien porqué sino, seríamos como una tormenta en el desierto, solitaria y sin sentido. Saltar con las manos agitadas,sentir el aire en nuestros pulmones, la luz en los ojos, los sabores más exquisitos en nuestro paladar, los sonidos más extravagantes y explosivos, sentir que cada parte de nuestro cuerpo se conecta con la energía del mundo, todo es armonía y jubilo. Los arboles hablan con la tierra, los mares murmuran palabras de amor a los ríos, la luna juega a esconderse con el sol y cogidos de las manos nos miramos, y vemos el brillo de nuestros ojos y todo a nuestro alrededor se para como si suspiraras en el vacío.


Sueños

Cabellos blancos se posan sobre mi frente como la nieve fresca al amanecer. Cierro mis ojos y veo aquel atardecer cálido y sin sentido, donde las preguntas más absurdas salen de mis labios como huracanes fuertes y constantes. Alzo mis ojos hacía el horizonte esperando encontrarte en cada  esponjosa nube, donde yacen  mis más profundos sueños. Quisiera ser como aquella ave que roza sus alas todos los días al cielo y almenos poder sentir tu aire. No te desvanezcas entre mis dedos ni desaparezcas en mis sueños, porqué si lo haces ya mi vida no sería la misma.


miércoles, 20 de enero de 2010

Gatos en el tejado!

Gatos en el tejado
maullando contra la luna
arañando las nubes
con sus bigotes parados

Su cola larga y esponjosa
parece un algodón de azúcar
con manchas negras y blancas
la mueve como una ola

Sus dientesitos afilados
cortan como un cuchillo
está alma desolada
que alguna vez se ha perdido!


lunes, 18 de enero de 2010

Dolor

Rosas al viento han sido lanzadas por un amor desesperado, rosas negras y podridas, olores fétidos como si estuviera expulsando de la vida a un cadáver. Corazón petrificado y frío, ojos pálidos que tratan de mirar alrededor, pupilas dilatas con imágenes borrosas. Al llegar ahí escucho gemidos, gritos de dolor y desesperación, aullidos de un ser con sentimientos de lobo,aquel que con mano desgarra lo más profundo de mi existencia.Lagrimas de  sangre brotando como ríos, derramándose sobre mi cuerpo débil y cansado. Tus dientes penetran mi carne, comes todo lo que tengo dentro de mí para saciar tu hambre y tu desdicha.Me dejas abandonada en medio de aquel bosque, mi cuerpo podrido, aves rondando mis sobras y saboreando mi sangre seca, mientras se  oye el agua caer de la cascada. Te llevaste mis latidos en esa botella sucia y podrida, los lamerás y saborearas tu sonrisa de venganza, aquella llena de maldad y lujuria.Me dejaste sin respiración, ahogándome en el tiempo, hasta que la última lágrima se haya secado y haya ido a donde van las lágrimas que no tienen vida.


miércoles, 13 de enero de 2010

Sonidos

Música sonando en mi cuerpo
Vibraciones llevándome al éxtasis
Drogándome con cada nota al viento
inyectando pasión por mis venas
Inhalando el placer de la vida
Saboreando las texturas del amanecer.

Quisiera quedarme extasiada todo el tiempo
Y expulsar esa mágica energía
Llevando mis pies hasta donde no pueda caminar más
Y volar desde lo alto de la montaña
Ser inalcanzable como un águila al acecho.

Levantar el polvo con mis huellas
Dejando atrás los tormentosos días
Y correr hacía el final del túnel
Donde encuentre a alguien que me dé su mano
Para salir y ver aquel resplandeciente rayo de luz
que me dé aire para respirar y seguir viviendo.



martes, 5 de enero de 2010

Mágica

No oigo el susurro del viento
Solo lo siento cuando me toca
Toca mi cabello desgreñado
Y plasma un beso en mi boca

Mis ojos atentos como un lince
Mirando todo a mi alrededor
Las nubes, el cielo, el sol
Que me llenan de resplandor.

Luna lunera llena de pasión
Aparece esta noche glamurosa
Como  aquel día de invierno
Que cautivaste muy sigilosa

Gatos pintados de colores
Alucinan al ver movimiento
Se desplazan como fieras
Por encontrar conocimiento.

Nube azul nube dorada
Dame gotas de placer
En estos tiempos secos
No podré más padecer


Jardines espectrales  
Lirios mágicos orquídeas decoloradas
Se posan en ellos
Miles de mágicas hadas






lunes, 4 de enero de 2010

a través de la ventana

Estoy sentada  en una cama grande, mirando a través de  la ventana un hermoso paisaje, veo esas montañas tan verdes, tan llenas de vida, con pajaritos revoloteando por doquier  y arriba de ellas aquel cielo azul que contrasta en una perfecta armonía con la madre naturaleza.
Me siento conectada con todo este hermoso paisaje, siento que la paz y la tranquilidad que a veces suelo anhelar está al frente mío. Todo esto está un poco callado diría yo, como si no le molestara nada, como si el eco del cantar de los pájaros  relajara todo este ambiente tan sutil y bello.
Aquel rayo de sol ilumina retazos de las montañas y otros pedazos permanecen tapados por las nubes blancas y esponjosas, tal vez algunas partes de aquellas montañas no quieren ser tocadas ni por los rayos del sol, sintiéndose virginalmente protegidas.
Aquella conexión es tan mágica, siento como si yo hiciera parte de ese espectáculo natural, mis ojos  no puede dejar de verlo y mi mente está paralizada, no hay pensamiento alguno en ella, está en blanco , solo admirando y relajándose de una manera casi divina.


domingo, 3 de enero de 2010

Volar

Mariposa en la ventana
Tan brillante y sigilosa
No vuelas ,no cantas, no ríes
Solo pasmada y vagarosa

Decidida a abrir los ojos
Ante el mundo has prometido
Que jamás dejarás de volar
Si lo que sueñas has cumplido

Has escrito mil poemas
Con tus alas al volar
Ninguno ha sido oído
Porque te cuesta llorar.

Vuela alto dulce amiga
Para que nadie pueda oír
El murmullo de tu alma
Y pronto puedas dormir